como mandar un burofax

En ocasiones es necesario que quede constancia de una comunicación con determinada persona para que se presenten efectos jurídicos. El burofax se trata de un medio muy habitual hoy en día, en caso de juicio, este nos puede ayudar a acreditar el contenido del texto, la fecha, el emisor y el receptor. Si te preguntas qué es un burofax, para qué sirve y cómo mandar un burofax, no te preocupes, te aclaramos todas tus dudas.

 

¿Qué es un burofax?

El Burofax es el servicio que ofrece Correos para enviar a una persona un documento por fax. Al poder realizarse certificado y con acuse de recibo, se certifica la fecha de envío, el contenido del documento enviado por Burofax y la recepción, así como emisor y receptor, por lo que tiene valor probatorio en caso de juicio. El Burofax permite enviar documentación de manera urgente en caso de requerir una prueba ante terceros.

Correos envía por fax el documento y un funcionario de manera personal lo entregará al destinatario; si este último no se encuentra presente en el momento de entrega del documento, el funcionario dejará un aviso para que lo recoja en la oficina de Correos.

Ilustramos con un ejemplo: Si un inquilino desea poner fin a un contrato de alquiler con el propietario, puede enviarle un documento por Burofax en el que especifique que en una determinada fecha abandona la vivienda. Si el casero interpusiera una demanda judicial con posterioridad, este documento valdría como prueba en un juicio.

 

¿Para qué sirve un Burofax?

El Burofax nos será de utilidad en multitud de casos, como:

  • Reclamar una factura impagada
  • Reclamar una cuota de comunidad de vecinos
  • Solicitar la baja de empresas que presenten servicio de teléfono, luz, seguros…
  • Solicitar la eliminación de nuestros datos privados a cualquier empresa, siguiendo la ley de protección de datos
  • Comunicación por parte de un inquilino a su casero de la modificación de las condiciones del contrato de alquiler; o avisos de extinción o renovación del contrato, entre otros
  • Comunicación de despido o modificación de las condiciones laborales por parte de una empresa
  • Solicitar una excedencia o reducción de jornada en una empresa por parte de un empleado

Prácticamente el Burofax nos servirá para reclamar cualquier cosa a cualquier empresa.

La importancia del Burofax radica en la constancia de haberse comunicado un cierto escrito mediante el documento en una determinada fecha y con la firma de recepción por parte del destinatario, sirviendo de esta manera como prueba en juicios y denuncias, no valiendo por el contrario una simple carta certificada o fax.

  • Importancia del Burofax para reclamar una deuda

Si buscas cobrar una deuda, deberás reclamar el crédito al deudor. Al enviar un documento que contenga reclamación de la factura pendiente de pago a la persona deudora por Burofax, quedará constancia de dicha reclamación. Es por ello que si en un futuro se llega a juicio, el deudor no podrá alegar que no se reclamó el crédito extrajudicialmente o que lo ignoraba. Asimismo, el Burofax sirve para establecer el plazo de la acción legal.

 

¿Se puede rechazar un Burofax?

Aunque si nos lo envían un desde una oficina de Correos podemos rechazar un Burofax, es cierto que muchos jueces entienden esta acción como mala fe, además, existe jurisprudencia que, aunque el destinatario no acepte este documento, lo admite como prueba.

Como hemos dicho anteriormente, el Burofax certifica la identidad de la persona física o jurídica que ha recibido la comunicación; no obstante, en el caso que la entrega no haya sido posible, seguirá quedando constancia de la justificación y las circunstancias que han sido motivo del impedimento de la entrega.

 

¿Cómo mandar un Burofax?

A continuación, indicamos las opciones para enviar un Burofax, pudiéndose realizar el trámite presencialmente o de manera telemática:

  • Enviar un Burofax presencialmente

Si deseas enviar un Burofax presencialmente, deberás entregar el documento, por ejemplo una carta, a la oficina de Correos más cercana. En el mismo sitio te facilitarán el formulario que deberás cumplimentar. El precio de un documento de un par de páginas con certificado y acuse de recibo ronda los 30 euros.

Advertimos que si deseas que el Burofax sea fehaciente te asegures de indicar que lo quieres con certificado y acuse de recibo.

 

  • Enviar un Burofax online

Mientras, para enviar un Burofax online tendrás que ir al sitio web de Correos y darte de alta. Una vez hayas te hayas dado de alta, podrás enviar en pdf el documento que desees (en la página web te aparecerán los pasos que deberás seguir de manera intuitiva). Podrás abonar el precio del envío del Burofax con Paypal o con tarjeta de crédito.

Si has solicitado certificado y acuse de recibo:

  • Correos remitirá el acuse de recibo en papel al domicilio indicado.
  • Recibirás en tu cuenta online el certificado de manera digital.